lunes, 18 de julio de 2011

Sin dolor y sin esfuerzo, no hay virtudes.

Es muy dificil, encontrar a una persona que no tenga dolor, enfermedad, preocupaciones de un sentido o de otro.

No puede ocurrirle al cristiano, lo que comenta San Gregorio Magno:

"Hay algunos que quieren ser humildes, pero sin ser despreciados; quieren contentarse con lo que tienen, pero sin padecer necesidad; ser castos, pero sin mortificar su cuerpo; ser pacientes, pero sin que nadie los ultraje.
Cuando tratan de adquirir virtudes, y a la vez rehúyen los sacrificios que las virtudes llevan consigo, se parecen a quienes, huyendo del campo de batalla, quieren ganar la guerra viviendo cómodamente en la ciudad".



Sin dolor y sin esfuerzo no hay virtudes, el alma envuelta en dificultades se enrecia, se hace generosa y paciente.


Posted by Picasa

11 comentarios:

María dijo...

No puedo estar más de acuerdo con todo lo que dices. Vamos a lo fácil desde hace demasiado tiempo ya.

Besos

LAH dijo...

Sólo se crece ante las adversidades y el sufrimiento, cosa que se quiere evitar hoy en dia a toda costa, y claro asi nos vá viendo a personas blandengues y poco hechas.
Un abrazo.

Tatuagem dijo...

...y el dolor hay que aguantar!

Saludos!

Josefa dijo...

El dolor si lo vivimos desde el sentido cristiano, nos hace fuertes y humildes.
Con afecto.

icue dijo...

Maris es verdad, solo vamos a lo facil y cuando llega lo duro naufragamos, vamos a curtirnos la piel
Un abrazo

icue dijo...

lah, si estamos rodeados de blandengues y nosotro tambien lo somos muchas veces, es hora de cambiar, creo que con denunciarlo estamos ayudando.
Un abrazo

icue dijo...

Tatuagem, si tenemos que aguantar el dolor, cuando llega pensemos que a otros les duele más, y ayudemosles si podemos.
Un abrazo

icue dijo...

Josefa, es desde donde tu dices, desde donde debemos vivir el dolor, si no, no se puede entender, hay que mirar lacruz del Calvario.
Un abraz

Josefa dijo...

Hola: He venido a tu blog para darte las gracias por tu comentario
en el blog de josefa.
Creo que te gustará leer
Dulces recuerdos es el segundo post que publiqué. Está el año 2007 a la drecha del blog está el archivo. Perdona pero no sé poner el enlace directo. A ver si alguien me explica como se hace.
Me encanta esta foto familiar que nos dejas.

Un saludo lleno de afecto.

CaELum iN tErrA dijo...

Efectivamente, sin sufrimiento no alcanzamos la meta.

Montserrat Llagostera Vilaró dijo...

Buenas noches:
Pues si querríamos que las rosas notuviesen espinas.
Una entrada con mucha sabiduría.
Un abrazo, Montserrat