lunes, 15 de abril de 2013

Fuera el pesimismo.

                              

Esta mañana estaba un poco tristón, he pensado que debia pensar en algo alegre, me han venido a la memoria dos anécdotas leidas hace tiempo, que han alejado mi momentanea tristeza.

Siendo jefe del gobierno francés Clemenceau recibió a un político en su despacho, el mismo día de la muerte de uno de sus ministros.
Político: Quiero ponerme a su disposición por si cree que puedo ocupar el puesto del ministro fallecido.
Clemenceau: Eso no es cosa mía, pregúnteselo a los de la funeraria.
Estando la abuela cantando una canción de cuna a su nieto para dormirle, éste le dijo: «Abuela, ¿no podrías seguir cantando fuera?, es que quisiera dormir».



10 comentarios:

CHARO dijo...

Muy buenas las dos anécdotas-chistes, me has hecho reir.Saludos

quedateenminube dijo...

jaja, qué graciosos ambos, a mi también me has hecho reír! un cariñoso saludo!

mjesus dijo...

CON DOS ME REI, QUE FUERETE.
ES IMPORTANTE REIR, PORQUE ESTOY VIENDO LA TELE Y DAN GANAS DE CHILLAR. SALUDOS

elsillóndepapá dijo...

Cualquiera de las dos historias levantan el ánimo mañanero. Muchas gracias y mucho ánimo. Un abrazo

icue dijo...

CHARO, hoy hemos reido todos, que siga.
Saludos

icue dijo...

quedateenmi nube, gracias por tu comentario alegre.
Saludos

icue dijo...

mjesus, la tele mejor no mirarla, es un ataque al ser humano, que no deja vivir.
Un abrazo

icue dijo...

elsillondepapa, eso me ocurrió a mi al escribirlas me levantó el ánimo.
Un abrazo

Josefa dijo...

Graciosos los dos. Mehan hecho reir. jajaja. La vida hay que vivrla con humor. Gracias Icue por este espacio.

Poetiza dijo...

Hola, muy buenos los dos, me rei mucho con el de la Abuela. Cuidate.