sábado, 14 de diciembre de 2013

La ética en la persona.

Este tema lo planté hace un tiempo, y tuvo un gran numero de lectores, entiendo que es de rabiosa actualidad y nos puede servir a todos de orientación.
La persona tiene que ser ética; debe comportarse éticamente, es decir, de acuerdo con la norma moral derivada de su propia y exclusiva condición de persona humana, racional y libre.
De aquí que la respuesta sea la misma tanto si se formula en relación con la profesión, sea liberal o por cuenta de terceros, o en relación con la vida social, política, familiar e individual.
El hombre debe ser siempre ético, en todas las situaciones y circunstancias, porque no hay más que una ética.
No hay una ética individual-privada como le llaman algunos- una ética familiar, una ética social, una ética profesional, una ética política o una empresarial.
No hay más que una sola y única ética y esta ética hay que vivirla en la vida individual, en la vida familiar, en la vida social, en la vida profesional, también en la política y en la empresarial.
Creo que se debate la ética de los valores, y que no queda claro a que valores se están refiriendo. Por esto entiendo que se debe sustituir la palabra valores por la palabra virtudes, ya que las virtudes humanas-sobre las que se asientan, elevándolas de orden, a las virtudes cristianas- se hallan en el pensamiento filosófico griego, cinco siglos antes de Cristo.


2 comentarios:

CHARO dijo...

Una entrada estupenda y que debería leer todo el mundo pues es necesario que nos refresquen la memoria sobre el significado de ser una persona ética........hay demasiadas personas que lo ignoran y según estoy viendo cuanto más poder y dinero tienen más escasea la ética. También creo que la falta de ética es mucho más grave en personas con grandes responsabilidades pues esa falta puede afectar a muchas personas.Yo siempre digo esta frase: "mira las consecuencias de tus actos" Saludos

La Gata Coqueta dijo...



Escribes de tal manera que los demás aman leerte,
piensas de tal manera que los demás aman seguir tus pasos…

En este momento te estoy leyendo y a través del texto transmites
el incalculable valor emocional que poseen tus letras,
que emanan del alma, como un ser excepcional que eres…

¡¡Feliz fin de semana y un abrazo de luz para ti!!

Atte.
María del Carmen